welcomeuruguay.com

Su viaje por Uruguay comienza aquí.

Nombre Paseo

Paseos y excursiones:

El puente giratorio

Pablo EtcheversPablo Etchevers

Su imagen no falta en ninguna postal de la zona. Su belleza y su utilidad lo hacen único e irresistible para quien visita Carmelo.
Las cosas más lindas que tiene la vida son gratis.

El puente giratorio de Carmelo

Dicen los libros de historia que fue el 1 de mayo de 1912 cuando finalmente el arroyo de Las Vacas logró lo que ni en los más remotos sueños sus pobladores hubiesen ideado: un puente que además de cruzarlo de lado permite a los barcos de gran porte y calado pasar. En Carmelo el sueño se hizo real.

El puente pasó a formar parte de la vida de los carmelitanos (así es como se conoce al habitante de Carmelo), quienes se sintieron tan orgullosos de “la obra”, como aquí todavía algunos la llaman, que el invento tomó repercusión en el resto del país.

El puente giratorio de Carmelo

Todos querían tener uno igual, pero no ocurrió y el de Carmelo además de ser el primero en el país es el único cuyo movimiento se realiza a tracción humana. Y así, aún hoy cuando se nombra la ciudad el puente es la primera palabra a la que se asocia.


A la luz de la luna

La rambla de los Constituyentes fue realizada por el Comité Patriótico Femenino de Carmelo y se inauguró el 7 de diciembre de 1930 a modo de homenaje al centenario de la Constitución.

El puente giratorio de Carmelo

Se trata de una costanera o pequeño malecón mediante el cual Carmelo recibe a los visitantes que vienen del río, tanto de la ciudad de Montevideo, de Colonia del Sacramento o del Tigre, uno de los tantos puertos que tiene la vecina ciudad de Buenos Aires (Argentina).

Con un paseo de terrazas, glorietas, parras, uvas, esculturas y flores que coinciden en La Fuente de Las Tentaciones, este paseo nos lleva hasta el puerto local, donde se erige un busto del libertador José de San Martín. Desde aquí, la vista que se tiene del puente giratorio es majestuosa. Autos, bicicletas, motos y caminantes lo atraviesan de un lado al otro durante el día e incluso matean sobre él observando la quietud de las aguas al atardecer.

El puente giratorio de Carmelo

De vez en cuando, algún barco de gran calado, previo aviso a la prefectura local, decide atravesar el puente y ahí la magia se apodera del río, de los hombres, de todo. El centro del puente se desplaza hacia un lado del río de manera tan bella que las personas se posan sobre la costanera para ver el espectáculo e incluso muchas veces los aplausos ganan la partida.

Rojo y radiante de día e iluminado de manera impecable cuando llega la noche, sus luces amarillas y su brillo se reflejan en la quietud del agua del arroyo. Cuando hay luna llena, esta también cruza como si jugara a cruzar el puente igual que lo hacen los niños y adolescentes de Carmelo varias veces al día.

El puente giratorio de Carmelo
Welcome Uruguay - Paseos en Carmelo
© 2007-2017 Prohibida su reproducción total o parcial. Derechos de Autor 675244 Ley 11723

Ubicación

Características

Dificultad

Baja

Tipo de tour

Contemplativo

Datos Útiles

Para tener en cuenta

De un lado del puente se encuentra la ciudad de Carmelo, del otro, sus balnearios y playas. El puente es un nexo entre ambas partes y los momentos del día nos llevan a estar de un lado o del otro. Eso lo hace maravilloso.


Compartir en TwitterSiga Welcome Uruguay en Twitter
Compartir en facebookWelcome Uruguay en facebook: Me gusta
Suscríbase a nuestro canal de YouTubeVideos de Welcome Uruguay en YouTube
Síganos en Google+